Blogia
IMPULSO Estado de México || Sección Cultural

Susana Harp emergió desde el ébano para cantar a las almas

Susana Harp emergió desde el ébano para cantar a las almas

La oaxaqueña fue la encargada de poner punto final a la sexta edición del Festival de las Almas

Por. Silvia Márquez / Valle de Bravo

Las Almas de Valle de Bravo se unieron en una misma noche. Los pretextos fueron muchos, desde la tradición ancestral del Día de Muertos hasta la promesa musical de Susana Harp y el cierre de un festival.

El recorrido comenzó puntual. Minutos antes de que la oaxaqueña saliera al escenario los músicos estaban dispuestos en el escenario, la pirotecnia mexiquense explotaba en el cielo y el anuncio luminoso del "Gobierno de cumple" hizo que desde el público se escucharan algunos abucheos.

Pero nada importó, una vez que Susana Harp atravesó estoica el escenario de la Alameda, la gente se dispuso a escuchar un concierto, que desde el principio fue una invitación a dejarse llevar por el sonido de la cristalina voz de la cantante y, aún más, a sumergirse en los secretos escondidos tras los pueblos afromexicanos.

Un documental producido por su asociación cultural Xquenda, comenzó a develar los procesos casi desconocidos de varias comunidades que luchan por mantener su identidad. Susana, a la par, hiló con canciones una historia que duele como herida olvidada en los pueblos de Oaxaca, Guerrero y Veracruz, por mencionar algunos.

En una primera parte del concierto, Susana Harp presentó su más reciente producción "Fandangos de ébano", para dar paso después a una danza tradicional, la de los Diablos, cuyos orígenes se remontan a la época colonial. Los diablos y bufones llamados "huesquistles" salieron desde el público para invitar a unirse a la fiesta con orígenes en la costa de Guerrero.

Minutos más tarde, la banda clásica de Oaxaca interpretó el tradicional danzón para dar paso a Harp con una segunda propuesta, "la joven música mexicana" como la llamó. Así, los minutos transcurrieron con chilenas y sones tradicionales, algunas voces en zapoteco y el descubrimiento de nuevas formas de transmitir la música mexicana.

Susana Harp cerró la noche con una voz a capella que hizo honor a una niña mixteca en una nana tradicional de los pueblos originarios de Oaxaca. La banda hizo lo propio con el vals "Dios nunca muere" de Macedonio Alcalá, que interpretaron de pie, como manda la tradición.

El público correspondió la atención y también, de pie, aplaudió a las Almas, que posiblemente de reencuentren el próximo otoño.

 

***

Los pueblos afromexicanos luchan por ser reconocidos:Harp

Te has dedicado al rescate de las raíces mexicanas, ahora traes bajo el brazo el proyecto de la difusión de la tercera raíz…

"Siempre tenemos mucho orgullo de los zapotecos, mayas, nahuas y demás, pero de los de 1400 y a los de ahorita no sabemos ni cómo acomodarlos. Tenemos muy poca capacidad como nación para podernos reconocer, tenemos detrás 62 lenguas vivas, ¿cómo hacer un disco de música mexicana nada más en castellano, y las otras 61 en dónde están?

"Con la población afromexicana pasa algo mucho más complejo que con la parte indígena del país porque esa está relegada, pero la población afromexicana simplemente está borrada del territorio nacional. Si tú vas al INEGI a pedir una estadística de cuántos pueblos mexicanos hay, no existe. Según porque no hay racismo, pero ellos realmente están luchando para que sean reconocidos como una cultura independiente, como un pueblo con una cultura diferente, por supuesto tiene tanta mezcla como la de todos los demás, pero tiene una manera de vivir, de vivir, de hacer sus fiestas.

"Este es el primer disco que hago sólo en español, porque no pudo inventar, solamente hay una pieza de David Haro que se llama ‘Ariles del campanario’, en la cual él evoca algunos vocablos africanos y yo retomo esa pieza.

"La cultura siempre es un pretexto maravilloso para voltear y poner el dedo en algún renglón, sin tener que hacer grilla, es una manera amable de poderlos reconocer".

En medio de todo esto, ¿cómo reconocer al México que tiene muchos Méxicos?

"Somos muchas naciones al mismo tiempo. México es una palabra que engloba demasiadas cosas. A mi me pasa constantemente cuando digo que hago música mexicana, creen que tengo el mariachi atrás, pero la música mexicana son muchas posibilidades. Nos creemos la misma historia que le hemos vendido al extranjero, el charro con un sombrero, caballo y ya. Eso es bello, pero lo demás dónde está. No es una cuestión de purismo, es cuestión de realidad".

En este panorama, ¿Oaxaca dónde se ubica?

"Oaxaca es el estado que tiene más comunidades afromexicanas y cuando mis paisanos van al Distrito Federal lo primero que intentan es deportarlos. Hay muchos problemas, se ha puesto muchas veces el dedo en el renglón y ya hay juicios donde la gente que no habla español tiene un traductor, pero cuántas veces no supimos de familias divididas que no hablan español.

"Yo no puedo entender porque no hay información de estas comunidades, nadie lo sabe y es increíble que no lo sepamos como mexicanos".

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

nkYIQleFCGfyv -

6ydQq8 voqojffoxnam, [url=http://bmknvszwlyab.com/]bmknvszwlyab[/url], [link=http://qlvefnymmcef.com/]qlvefnymmcef[/link], http://zyoverwmwmiq.com/
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres