Blogia
IMPULSO Estado de México || Sección Cultural

Silencios Estereofónicos

Silencios Estereofónicos

Ozzy Osbourne brinda cátedra de rock al público mexicano, teniendo como testigos a Korn y Black Label Society

Por: Félix Morriña

La noche del pasado martes 8 de abril, el Foro Sol de la Ciudad de México albergó a poco más de 25 mil personas amantes del heavy metal en un foro al que le caben 60 mil almas. No importaba que no se llenara porque los que ahí estábamos éramos los invitados a una liturgia en la que sólo importaba lo más rescatable del pasado metalero de las décadas de los años setenta y ochenta.

Los convocados a esta calurosa noche salpicada de calientes gotas de lluvia ácida de la bella Tesmogtitlán (así le digo a mi Distrito Federal) vimos por vez primera al hijo putativo de Ozzy Osbourne: Zakk Wylde, un toro de uno noventa, barbado cual vikingo, con melena de león hambriento y dosis exageradas de lirismo cósmico y alcohol.

No me cabe la menor duda que Zakk Wylde es motivo de esta gira de Ozzy Orbourne que pisó México, porque él lo motiva a ser el icono que nos llevó al éxtasis musical, a lo inexplicable del rock duro, honesto y verdadero. Ver a Zakk Wylde con su bandísima Black Label Society (BLS) como teloneros, fue como la primera cita con la próxima novia, con la chica invitada de la que esperas la mayor de las conquistas.

Zakk Wylde se hizo acompañar de Nick "Evil Twin" Catanese en la segunda guitarra; Johnn "JD" DeServio en el bajo y Craig "Lousiana Lightning" Nunenmacher en la batería. Esta buena banda gringa tiene siete discos grabados en estudio, el más reciente se llama Shot To Hell, del cual escuchamos una probadita la noche del martes. Media hora le bastó a Black Label Society para conquistar a los mexicanos.

Ozzy Osbourne vino con un disco nuevo bajo el brazo, titulado Black Rain, su décima producción discográfica en estudio en plan solista, porque recuerden que él fue líder de la agrupación Black Sabbath por varios lustros. Si la memoria no me falla, el locuaz Osbourne se presentó por tercera ocasión en México (la primera vez fue a mediados de la década de los años noventa, cuando lucía muy delgado, renovado y rehabilitado de sus excesos con la heroína. Incluso ofreció una divertida conferencia de prensa y se comportó a la altura de las expectativas). Esta vez lució barrigón, pero lleno de vida y una vibra de antología.

Entre las rolas que cantó Ozzy Osbourne anoche en el Foro Sol fueron: "I Don´t Wanna Stop", "Suicide Solution", la irrepetible "Mr Crowly", la maravillosa y pesada entrada al infierno "War Pigs", la encantadoramente pop "Crazy Train", la poderosa "Iron Man" y por supuesto "Paranoid".

Muchos de sus seguidores mexicanos le perdonaron todo a este loco inglés. A cualquier mortal melómano le gustaría tener como compañero de asilo a Ozzy Osbourne contándonos sus vivencias.

Por su parte, la agrupación californiana Korn es una de las bandas más reconocidas por los seguidores del llamado Nu Metal, con ocho discos en estudio y varias visitas al país. Su presentación de esa anoche fue buena, tocaron bien a pesar de venir mutilados.

Korn vino mutilado, porque ha sufrido transformaciones en su alineación original y tres de sus miembros originales han abandonado el barco por diversas razones, una de ellas, el rumbo sonoro tomado por su cantante líder Jonathan Davis. Acompañaron a Davis en esta gira, Reginald "Fieldy" Arvizu en el bajo; Shane Gibson en la guitarra y Ray Luzier en la batería. El segundo seis cuerdas es Rob Patterson, un músico de apoyo dentro de las giras de Korn, por eso nunca ha sido considerado como miembro oficial.

Lo más importante fue que muchos melómanos que ahora somos padres de familia nos reencontramos con Ozzy Osbourne e invitados hablando de aventuras pasadas, las que vendrán y las futuras conquistas agarrados de la mano de nuestros primogénitos invisibles, pero siempre presentes y dispuestos. Imagínense que terminábamos diciendo: "Nos vemos en los columpios", como simple metáfora de que ahí los chicos nos esperaban con la música de Ozzy Osbourne, ya sea con Black Sabbath o en plan solista. Muchas gracias.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres