Blogia
IMPULSO Estado de México || Sección Cultural

La literatura policiaca en México

Delitos, atmósferas amponescas, asesinos, policías, deducciones, falsas coartadas, sangre, balazos, sexo y persecución fueron los temas que surgieron en la Facultad de Humanidades

Silvia Márquez

Toluca

La Facultad de Humanidades de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), en el marco de su segunda semana cultural, recibió a Vicente Francisco Torres de la Universidad Autónoma Metropolitana, quien dictó la conferencia "La literatura policiaca mexicana".

El catedrático de la UAM, explicó que desde las historias clásicas como las de Edipo Rey o el Quijote, podemos encontrar los antecedentes de la narración policiaca. "Los argumentos más firmes en Occidente dicen que el relato policial es resultado de elementos culturales y sociales que permitieron la escritura de los crímenes, entre ellos destacan dos: la inteligencia que se expresa en las deducciones y lo irracional que se manifiesta en los hechos sangrientos".

Posterior al Siglo XVIII, la novela policiaca "fue moldeando su ser por elementos tomados de la novela de aventuras, la novela folletinesca e incluso la novela del oeste". Dichos elementos se ayudaron del auge de las ciudades y por lo tanto la creación de los cuerpos de policías.

El antecedente más directo es la revista norteamericana "Máscara negra" publicada alrededor de 1922, pero las narraciones negras obtuvieron esa denominación en Francia cuando en 1945 Marcel Duhamel creó "La serie negra".

De esta manera se comenzaron a definir los elementos, que, aunque no son exclusivos de este tipo de narrativa, se pueden encontrar como puntos clave. "La inmoralidad es admitida en esta clase de obras con el fin de que sirva de contrapeso a la moral tradicional y la encontraremos en igual medida que los buenos sentimientos que la inmoralidad misma".

Lo que nos ofrece la literatura policiaca son historias "acerca de policías más corrompidos que los malhechores a quienes persiguen. El simpático detective que no siempre logra descubrir el misterio, a veces ni siquiera hay misterio y otras, ni siquiera hay un detective. Pero entonces sólo queda la acción, la violencia, la angustia, bajo todas sus formas, en especial las más viles, la tortura y la masacre".

El ponente aclaró que la literatura policial se arraigó en Latinoamérica a finales de los veinte, gracias a las traducciones de novelas inglesas y francesas que entregaba la editorial hispano-argentina "Biblioteca oro". "Coincidentemente, en la década del 40, se publicó en México la revista de secciones policiacas y de misterio que vivió de 1946 a 10953 y dio a conocer, entre otros cuentistas, a Rafael Bernal y Pepe Martínez de la Vega. En México contamos con dos obras maestras: "Ensayo de un crimen" de 1944 de Rodolfo Usigli y "El Complot mongol" de Rafael Bernal de 1969".

Selección de obras

Vicente Francisco Torres propuso una serie de novelas mexicanas que están clasificadas como obras características de esta temática.

a). Pepe Martínez de la Vega, a imagen y semejanza de Shelock Holmes, da vida a Peter Pérez, un sabueso caricaturesco que vive en Peralvillo, duerme en un petate y tiene un ladrillo por almohada. Se disfraz está constituido por una barba mugrosa que se cuelga con unos alambres, una pipa apestosa de la que nunca fuma porque se marea y una gorrita a cuadros. Como se ve, Peter Pérez resulta una imitación burlesca de Sherlock Holmes a la que Pepe Martínez de la Vega le imprime un personalísimo carácter mexicano. Así como Shelock Holmes se encerraba para inyectarse morfina, fumar tabaco fuerte y tocar el violín, Peter Pérez cuando tenía algún caso que resolver, se encerraba a comer pepitas, jugar solitarios con baraja española y a chiflar una canción llamada "Tu ya no soplas".

b). La publicación de "Los albañiles" en 1964 marca el inicio de una serie de libros que Vicente Leñero fue construyendo con los recursos típicos, que no exclusivos, de la narrativa policiaca. "Los albañiles" está construida en torno a un crimen, pero es más que una novela policiaca. La trama gira alrededor del asesinato de un velador de una construcción, pero lo interesante es que cada uno de los personajes puede ser el criminal porque todos tiene un motivo y aparece colocados en una situación que los hace sospechosos. En 1985, Vicente Leñero va a la nota roja para escribir el más vendido de sus libros "Asesinato. El doble crimen de los Flores Muñoz", que guarda una relación con "Los albañiles" porque plantea la dificultad de que resplandezca la verdad, sin embargo, mientras que el "Los albañiles" la imposibilidad es el resultado de un planteamiento religioso, en "Asesinato" la verdad se enturbia con las leyes, el dinero, la corrupción.

c). Si consideramos la narración de espionaje como una variante de la literatura policiaca, tenemos que mencionar "La cabeza de la Hidra" de 1968 en donde Carlos Fuentes utiliza falsas identidades, persecuciones, tráfico de drogas, cambio de rostro mediante cirugías, cambio de nombre de embarcaciones en alta mar, dispositivos creados por la alta tecnología, discos grabados con datos peligrosos, torturas, etcétera.

d). La nota roja ha sido fuente de inspiración para autores de historias policiales. En México destaca el guanajuatense Jorge Ibargüengoitia que utilizó el episodio protagonizado por las poquianchis para escribir su novela "Las muertas". Aquí observamos que se busca el lado atrozmente humano de los delincuentes. Decía Ibargüengoitia: "leo notas rojas con frecuencia sin ser sanguinario, ni sentirme morboso. Creo que de todas las noticias que se publican son las que presentan más directamente un panorama moral de nuestro tiempo y diversos aspectos del ser humano que para el hombre común y corriente pueden generar desconocidos. Además, siento que me tocan de cerca porque tengo más probabilidades de morir por obra de un fanático que ganar la carrera de los 100 metros planos o ser electo diputado".

e). En la literatura policiaca mexicana de hoy, encontramos que una línea importante la constituyen historias protagonizadas por narcotraficantes. No es extraño que la novela policiaca más notable publicada en los últimos años sea "Mi nombre es Casablanca" del sinaloense Juan José Rodríguez, porque en esta novela hay varios guiños al "Padrino" y está recreado el narcotráfico de su tierra natal.

f). La literatura policial mexicana ha encontrado también sus temas en los barrios tal como muestra "El misterio del tanque". El detective, un joven de 24 años de edad es hijo de un soldado y estudió la carrera de detective por correspondencia.

g). "El miedo a los animales" de 1995 plantea la construcción de un delito, una atmósfera amponesca con asesinos y policías como personajes, deducciones, falsas coartadas, sangre, balazos, sexo y persecución. Estos elementos que reiteran la corrupción policiaca exhiben el mundillo de los escritores mexicanos. El autor, Enrique Serna, planteó similitudes entre los policías corruptos y los escritores reconocidos que en ocasiones son también funcionarios culturales.

¿Por qué leer novelas policiacas?

A lo largo de la conferencia, Torres intentó resolver la pregunta ¿por qué la gente lee novelas policiacas?, a lo que respondió que "los psicólogos dicen que los lectores las buscan como un refuerzo de sus situación en la vida porque al concluir un libro o un cuento salen con la certeza de que no son las víctimas pero tampoco los victimarios".

A pesar de las conclusiones científicas, el conferencista dio una respuesta personal. "Desde hace varios años tengo una debilidad; cada que puedo veo un programa televisivo llamado ‘Los nuevos detectives’. Un día me pregunté porqué me gustaba ver ese programa en el que hay tanta sangre como en cualquier plana roja de los diarios y tuve que confesarme que lo veía porque ahí siempre atrapaban a los asesinos, a los defraudadores y a los ladrones, es decir, me gustaba porque ofrecía la imagen de un mundo ordenado, contrario al que vivo todos los días, en donde los crímenes no se aclaran, los delincuentes ordenan desde las prisiones y las leyes las retuercen los poderosos, los Procuradores, los Presidentes constitucionales, los Presidentes electos, los ministros y los corruptos en general".

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

anonima -

no c encuentran laz cozaz rapido se loz aconsejaria q subrayaran loz subtituloz gaziaz x tdo
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres