Blogia
IMPULSO Estado de México || Sección Cultural

Silencios Estereofónicos

Silencios Estereofónicos Billy Joel: ¡Sigue siendo rock and roll para mi!

Por: Félix Morriña

Según varias fuentes periodísticas, el cantante, pianista y compositor neoyorquino Billy Joel llegó el pasado domingo a la ciudad de México, procedente de Monterrey, Nuevo León, después de haber ofrecido un cálido concierto en esa norteña ciudad mexicana, para descansar y pasearse tranquilamente, sin exceso de seguridad, por la capital del país antes de ofrecer su principal concierto en México en esta segunda visita a tierra azteca.
Incluso un día antes de su presentación en el Foro Sol (el cual se llevó a cabo la noche del miércoles 12 de diciembre), el veterano y experimentado cantante cercano a los sesenta años de edad (tiene exactamente 58 años) efectuó su prueba de sonido en el majestuoso escenario ubicado dentro del Autódromo Hermanos Rodríguez, sin mayor problema. Claro, un señorón como Billy Joel, maduro y alejado de los excesos de juventud, aprovecha cada instante en las ciudades que visita y en el caso de México conoce algunos sitios de interés a los que asistió.
William Joseph Martin, nombre que aparece en su pasaporte de identidad estadounidense, se hace acompañar de cuatro personas, una escolta personal y un guía local para pasar prácticamente desapercibidos y poder hacer recorridos a gusto. También es cierto que Billy Joel ya no causa mayor furor entre la población melómana juvenil o entrados en años, principalmente porque no es muy conocido, aunque sí muy respetado y querido.
La primera vez que Billy Joel vino a México fue durante el sexenio del ex presidente Carlos Salinas de Gortari, lo que no sé con exactitud es la fecha, pero puedo mencionarles que a la presentación de mister “Piano Man” asistió el mandatario mexicano que abrió las puertas del país pata que se internacionalizara en término de conciertos masivos de calidad.
Gracias a Carlos Salinas de Gortari, la juventud fue inoperante en la naciente década de los años noventa. El Palco Presidencial del Palacio de los Deportes lucía aquella noche como la más discreta que se le haya visto a un mandatario mexicano.
A tantos años de esa primera visita, Billy Joel debe extrañar ciertas bondades presidenciales. Algunas de las canciones de esta gira (prácticamente son 23 rolas que integran un set por persona y algo más. Aparte se le cobra una lana extra por las habitaciones) que interpreta el neoyorquino son: “Angry Young Man”, “My Life”, “Honesty”, “Allentown”, “Innocent Man”, “Zanzíbar”, “New York State Of Mind”, “Root Beer Rag”.
Y continuále set con “Just The Way”, “Movin’ Out”, “Faith”, “Still Rock and Roll”, “Extremes”, “”Piano Man”, “Only The God”, “River f Dreams”, “You May Be Raight” e “Italian”.
Con 36 años de carrera artística acompañado de su inseparable piano, mister Billy Joel tiene de soporte a siete excelentes músicos en esta pequeña gira. Lo que sí hubo y no debo perder de vista son los dineros invertidos para la generación de nuevas plantas. También hubo un excelente nivel de producción tecnológica, pero ésta no fue bien recibida pro los compañeros que se mueren en la cachimba. Ver y oír a Billy Jean es toda una odisea y es el principal actor de la compañía.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres